Foto cedida por Karla Nájera.

Miss Wheelchair, el concurso que representa la inclusión

Miss Wheelchair, más que un concurso de belleza, es un evento que representa la inclusión y busca la visibilización y empoderamiento de las mujeres que padecen algún tipo de discapacidad motriz.

La primera edición se llevó a cabo apenas hace un año, en 2019 en Coatzacoalcos Veracruz, y la convocatoria para reunir a las participantes se lanzó desde el 2018.

Su fundadora es Regina Valdés, quien decidió hacer un concurso distinto cuando se dio cuenta de los estereotipos sobre la belleza en los certámenes convencionales.

«En ellos piden medidas del cuerpo, estatura y edades muy específicas, lo cual refuerza los estereotipos de género», comenta.

Por otra parte, Ivonne Márquez, originaria de Ecatepec y presidenta del comité organizador, fue candidata por el Estado de México en 2019.

Para ella es importante que se dé a conocer este certamen, pues las personas suelen pensar que un concurso de belleza sólo muestra estereotipos.

«En realidad yo lo veo más como un movimiento social que apoya a mujeres con discapacidad y que busca su visibildiad. Es plataforma de empoderamiento».

Ivonne, además de sensibilizar a patrocinadores y la sociedad, pretende ayudar a las personas en la misma situación.

ANTECEDENTES DEL CONCURSO

Todo comenzó en la asociación civil Moviendo las fronteras del corazón, la cual tiene el propósito de incluir a personas con alguna discapacidad en áreas laborales.

En algún momentó se realizó una pasarela inclusiva con el lema «modas sin discriminación».

Posteriormente, Regina Valdés se dio cuenta que en los cetámenes de belleza tradicionales no tomaban en cuenta a todos los sectores de la sociedad.

Por ello, habló con el comité organizador y con Jesús Toledano para respaldar la idea y presentar el proyecto. Luego se fueron sumando más personas.

Aunque ya hay concursos de este tipo en otros países, cada que se implementa en un lugar nuevo, las organizadoras tienen que ingeniarse todo desde cero.

Sin embargo, desde que se inició en México, el modelo mexicano está siendo modelo para otros países, como Colombia, que tendrá su primera edición en 2021.

EL FUTURO

Actualmente, las actividades se están haciendo de manera virtual, pero esperan que cuando las restricciones se levanten, puedan hacerlo de manera presencial.

Regina e Ivonne comentan la importancia de realizar las actividades del certamen en persona.

Hay una repercusión individual y social. Cada participante tiene la oportunidad de convivir y compartir experiencias con otras mujeres de todo el país. Además, el estado sede se beneficia con el incremento de turismo.

A futuro, esperan llevar a las concursantes a un certamen internacional, «Miss Playa Mundo Internacional» en República Dominicana.

¿Qué hay detrás del concurso?

Miss Wheelchair pretende mostrar ante la sociedad un mensaje de paz y esperanza:

«todas las personas podemos seguir y seguir con lo que tenemos».

No siempre se entiende el porqué de este movimiento, pero, ante todo, se busca la visibilización de las personas con discapacidad.

Es decir, que tengan presencia y representación en lugares donde no se les ha tomado en cuenta.

Asimismo, se espera que hacer conciencia de la necesidad de infraestructura en los lugares que son y serán sede.

Desafortunadamente las ciudades no están diseñadas de manera inclusiva. Esto significa que a las personas con alguna discapacidad, les es díficil moverse por ellas, y por ello se debe ver la infraestructura inclusiva como algo necesario.

Adicionalmente, el certamen busca promover el turismo y la cultura de nuestro país.

¿Cómo es el proceso?

Cada estado tiene a sus propios organizadores y realiza la selección de las candidatas. Posteriormente, cada participante busca sus patrocinios personales, se encarga de sus gastos como vestido y transporte.

A futuro, se espera que cuando el concurso sea más grande, se realice un concurso similar a los actuales.

Regina e Ivonne comentan que a la fecha, se ha visto un gran apoyo por parte de familiares y empresas privadas; sin embargo, aún falta que el gobierno se involucre y sea más empático.  La labor de los gobiernos debe estar más allá de donación de sillas de ruedas.

Miss Wheelchair México no tiene un propósito lucrativo; antes bien, busca la inmersión social de las personas para que todas tengan un mejor estilo de vida.

Su único pago es la satisfacción del otorgar empoderamiento a las mujeres con el fin de que descubran sus potencialidades y fortalezas.

Las organizadoras comentan que han sido testigos de la transformación de las chicas y de cómo han logrado hacerse visibles y conseguir sus objetivos personales.

Finalizan comentando que la coronación se realizará con pocas personas y tomando todas las medidas necesarias en Playa de Carmen, del 27 al 29 de enero.

Podría interesarte: Conoce a Karla Nájera, nuestra representante del Estado de México en Miss Wheelchair

Redacción por MD.