Leyenda de la cueva del diablo en Temoaya ¿La conoces?

LA leynda de la cueva del diablo es muy importante entre la población temoayense
Foto vía: Pixabay

El municipio mexiquense de Temoaya cuenta con una cantidad inmensa de riqueza cultural y natural, los habitantes de este lugar son muy apegadas a sus raíces. Conforme caminas por las localidades de este lugar podrás escuchar varias anécdotas, entre ellas la leyenda de la cueva del diablo.

Es una leyenda que es parte de este municipio las personas mayores son las que están más familiarizadas con esta historia, una leyenda que vale la pena leer.

Leyenda de la cueva del diablo en Temoaya

Es una leyenda que se desarrolla en la localidad de San Diego Alcalá en el municipio de Temoaya en el EdoMéx. La gente del lugar menciona que en una grieta entre los cerros del lugar se aparecían duendes, el diablo e incluso diversas brujas.

Una habitante de la zona menciono que cuando ella estaba más pequeña solo veía como un grupo de brujas salía de la grieta e iban bailando hacia unos árboles cerca de un lugar conocido como «El Rancho de Luna».

La señora mencionó que cuando era luna llena se podía ver claramente como las brujas bailaban. Comento que para llegar a la famosa cueva se tiene que pasar por un río y varias milpas.

Se menciona que en esta cueva muchas personas iban a realizar brujería e incluso realizaban pactos con el diablo. Anteriormente en la cueva se podía ver como tiraban cosas relacionadas con la brujería.

La cueva del diablo en Temoaya es una leyenda muy conocida por los habitantes
Foto vía: MxCity

Una cueva que muy pocos se atreven a visitar

Pobladores del lugar mencionan que en el lugar ha habido desapariciones de personas sin dejar rastro alguno. Se menciona que la cueva tienen un inicio y un final, pero nadie que se conozca ha podido llegar al final.

La cueva es de muy difícil acceso, el piso es de tierra y es muy resbaloso, conforme se va adentrando a la cueva la luz comienza a faltar, una experiencia que muy pocos se atreven a vivirla.

¿Te atreverías a visitarla?

EG