Bomberos y Protección Civil trasladan casos COVID-19 en Toluca

Bomberos y Protección Civil trasladan casos COVID-19 en Toluca desde el pasado 1 de abril al 31 de diciembre del 2020, hasta la fecha.
Bomberos y Protección Civil trasladan casos COVID-19 en Toluca Bomberos y Protección Civil trasladan casos COVID-19 en Toluca Bomberos y Protección Civil trasladan casos COVID-19 en Toluca

Bomberos y Protección Civil trasladan casos COVID-19 en Toluca desde el pasado 1 de abril al 31 de diciembre del 2020, hasta la fecha.

Siendo tan solo en el año pasado un total de 295 traslados y servicios en materia de atención prehospitalaria por COVID-19.

Desde el comienzo de la contingencia sanitaria en Toluca la corporación redobló esfuerzos en tareas de concientización de medidas sanitarias y de prevención.

Foto vía: Cortesía

Este organismo destinó una ambulancia de manera exclusiva para traslado de casos confirmados o sospechosos.

Como te lo comentamos, durante el periodo mencionado se realizaron 295 servicios, de los que 145 culminaron con el traslado del paciente a un hospital por parte de bomberos y protección civil.

Además, se tuvo registro en el mes de julio como el de mayor movimiento en la capital mexiquense por el traslado de casos confirmados o sospechosos.

La delegación que registró mayor actividad fue San Mateo Otzacatipan con 18 servicios y 14 traslados, seguido de San Pablo Autopan, San Lorenzo Tepaltitlán, San Pedro Totoltepec, El Seminario, Capultitlán y Cacalomacán.

De los 150 servicios y 145 traslados, precisa la dependencia local, el 59% correspondió a varones y el 41% a mujeres, donde la edad con mayor atención fue de los 40 a los 61 años.

De igual forma, se realizaron ocho servicios en los municipios de Metepec, San Mateo Atenco, Xonacatlán y Zinacantepec, así como 10 traslados a los mismos municipios, además de Calimaya.

Cabe mencionar que cada servicio y traslado se realizó bajo estrictos protocolos de seguridad e higiene.

En este contexto, las autoridades de la capital exhortan a la población a no hacer mal uso de los números de emergencia.

Lo anterior, con la finalidad de dar atención temprana a las personas que se encuentren en alguna urgencia médica y requieren hospitalización.