Mexicanos crean biopapel de agave para tratar quemaduras

Mexicanos han creado una bio piel a base de polisacáridos o azúcares obtenidos del bagazo del agave azul.

Con ello, se forman parches micro porosos que se injertan en la piel quemada, dando soporte que permite el crecimiento de células para regenerar los tejidos dañados.

El director de la empresa Bioimplants, Michael Sullivan Barrera, encargada de este proyecto comentó que se eligió el agave para esta investigación por su resistencia a las altas temperaturas para su esterilización y su capacidad de mantener humedad.

Resulta un proyecto viable ya que de un cuarto de agave azul obtienen aproximadamente mil implantes de 5×7 cm que en heridas más grandes pueden unirse para cubrir la zona requerida.

“Cuando hay daño a profundidad en las diferentes capas de la piel el organismo no puede formar tejido de cicatrización, ya que no cuenta con una estructura para que las células crezcan y formen una piel nuevamente, el cuerpo humano sólo requiere un tipo de andamio para que las células se peguen a él, nuestros implantes brindan ese soporte», comentó Sullivan Barrera.

El parche se ha probado en animales, obteniendo excelentes resultados por lo que se esta a la espera de la aprobación de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios para poder estudiar sus resultados en humanos.