Estudio criminología pero decidió ejercer su verdadera pasión por los malabares

“Def Malabares” como se hace llamar este malabarista de la capital mexiquense, estudió Criminología en el Centro Universitario de Ixtlahuaca, pero su verdadera pasión es la práctica de artes circenses.

Desde hace 6 años, Def se levanta para preparar sus pelotas y clavas que ocupará para ofrecer su práctica en los cruceros de la ciudad de Toluca y Metepec, destacando que lo más difícil es lidiar con la gente de los cruceros.

«Terminé mi carrera universitaria, ya tengo mi carta de pasante y lo único que me falta es terminar mi tesis, pero yo creo que ya no la voy a terminar, me eché a toda mi familia cuando les dije que me quería dedicar a esto, pero como sea ya les di el gusto de que estudié y terminé mi carrera, ahora me toca a mí decidir en qué quiero invertir mi tiempo», precisó el joven.

Arte circense, difícil de dominar

El espectáculo que ofrece a los automovilistas dura menos de un minuto, pero fue mucho más el tiempo que tardo en aprenderlo, mencionó que fue en un «rave» cuando le enseñaron a manejar artes circenses.

«Yo lo veo como un juego, a diario en mi cabeza es como si desbloqueara un nivel en un videojuego, soy feliz y me gusta mucho lo que hago. La verdad es que dudo mucho que en algún momento me vaya a dedicar a otra cosa, esto es lo que me gusta y en lo que quiero seguir invirtiendo mi tiempo», destacó el malabarista, quién indicó que lo más complicado de su oficio es lidiar con gente que trabaja en otros cruceros y se «adueñan» de los espacios. «Yo prefiero trabajar en cruceros donde no haya nadie más».

Cabe destacar que Daf es realmente feliz con lo que hace, es su pasión y su sueño cumplido, donde su pareja lo apoya sin importar las opiniones de los demás, sin duda un gran ejemplo para ejercer la vocación que te hace feliz.

Finalmente Def invitó a los ciudadanos a buscar su vocación y vivir el modo de vida que quieran. «Mucha gente se dedica a algunas cosas solo para llenarle el pensamiento y la boca a los demás pero deja de lado lo que quieren, al final no puedes establecer una buena conexión con la gente porque está desubicado eres tú, así que vivan y sean felices y libres».