Suspensión y clausuras a bares del Valle de Toluca

Tras el padrón de bares que presuntamente trabajaban en la ilegalidad realizado por las autoridades estatales, el Consejo Ciudadano de Seguridad Pública del Estado de México (CCSPEM) informó la suspensión de once establecimientos, a los cuales se les entregó un aviso de requerimiento mediante el cual se otorga un plazo de tres días hábiles para presentar documentación que acredite su legal funcionamiento y pruebas del cumplimiento de las buenas condiciones de higiene y control de tabaco.

A estos se suma la suspensión de dos unidades comerciales, mientras que un negocio más fue clausurado definitivamente en el valle de Toluca.

De acuerdo con la titular del (CCSPEM), Jacqueline García Vázquez, los resultados han sido favorables, pues la mayoría de los establecimientos eran considerados como vías para la comisión de delitos de alto impacto, tales como homicidio y trata de personas, además de que al encontrarse en vías de fácil acceso, tales como Paseo Tollocan en inmediaciones del municipio de San Mateo Atenco, así como la vialidad Alfredo del Mazo, incrementaban el riesgo de accidentes viales.

García Vázquez sostuvo que en las mesas de trabajo para la identificación de los establecimientos que operaban fuera de la legalidad, participó personal de varias áreas de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México, de la Secretaría de Seguridad del Estado de México, de la Policía Federal, de la Secretaría de Salud, de la Secretaría de Justicia y Derechos Humanos, Ayuntamientos, la Comisión “Unidos Contra la Trata” dirigida por la activista Rosy Orozco, así como del CCSPEM.

Los bares suspendidos hasta este momento en el valle de Toluca son el denominado “H”, antes conocido como “Tabars”, y uno sin razón social, antes denominado “Exxxcalibur”.

Entre los bares con aviso de requerimiento se encuentran el Kistal; Deseo; Jardín club & Dance; Bar Black and White; Bar La Cotorra; Bar Premier antes denominado El Safari; El Compadre; La Tradicional; Exxxtasis Toluca y dos más sin razón social.

El establecimiento con clausura definitiva es el denominado “Ups”.

Nota e imagen disponible en El Sol de Toluca